España en Tokio 2020

JJOO Tokio 2020: España, con buena cuota en la caza del oro olímpico

Los JJOO ya están aquí, llega la cita más esperada del deporte mundial

Los españoles llegan a Tokio sin ser la selección favorita a liderar el medallero y, aunque eso no va a ocurrir, sí que hay deportistas que lideran la tabla de elegidos para entrar en el olimpo de los campeones

Un año ha pasado desde que se deberían haber celebrado los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 y ahora, en 2021, los nuestros tratarán de demostrar que no están tan lejos de las grandes potencias como parece

El inicio de la gran cita deportiva por excelencia está a la vuelta de la esquina. Por desgracia los Juegos Olímpicos de Tokio 2020 se celebrarán sin público y a puerta cerrada, con lo que eso conlleva a nivel de espectáculo y de disfrute. La Villa Olímpica no será como otros años y los deportistas están obligados a abandonarla en cuanto terminen su participación. Eso sí, la ilusión no ha sido vetada.

Los españoles llegan a Tokio sin ser la selección favorita a liderar el medallero y, aunque eso no va a ocurrir, sí que hay deportistas que lideran la tabla de seleccionados para entrar en el olimpo de los campeones. Niko Shera en judo (-90 kg) o Sandra Sánchez en karate son solo dos ejemplos de que la armada debe ser temida. Que España suma más de 5 medallas de oro se paga en Betfair a 1.674/6.

Que España es el país con más medallas de oro se paga a 501500/1 y es algo prácticamente imposible, pero a ganas de victoria es difícil que ganen a los españoles. En el medallero global el favorito absoluto es EEUU, cuya cuota a liderarlo está en un irrisorio 1.11/10. Por detrás aparece China, a 5.59/2.

GettyImages-577906502.jpg

En cuanto al número de medallas la diferencia es aún mayor. Que EEUU es el que más suma se paga a 1.031/33, por lo que Betfair da por hecho que los norteamericanos serán los que más metales se cuelguen en la cita olímpica. China, por su parte, cuenta con una cuota de 109/1.

La Eurocopa ya es historia y ahora son los JJOO lo que esperan los aficionados como agua de mayo. Es cierto que serán diferentes y es cierto que perderán atractivo con el eco de los pabellones y el silencio de las gradas, pero los Juegos son los Juegos. Ya está aquí la mayor cita deportiva del mundo.