El precio final de la reforma del Bernabéu para ser el mejor estadio de Europa

El Real Madrid ha invertido casi 2.000 millones de euros en el acondicionamiento de su estadio de cara al siglo XXI

El gasto total del Santiago Bernabéu, incluido intereses, ascendería a 1.948,5 millones de euros

El Real Madrid terminará en los próximos meses una ambiciosa reforma en el Santiago Bernabéu. El club blanco comenzó la obra en 2019 sobreponiéndose en este tiempo a todo tipo de condiciones adversas como una pandemia mundial, un temporal como Filomena o el incremento de costes de las materias primas por culpa de las diversas guerras.

Tras cuatro años lleno de grúas, el Santiago Bernabéu será el estadio más moderno de Europa gracias a una serie de innovaciones que permitirán que el recinto tenga eventos todos los días del año. El novedoso césped que se almacena en planchas hasta 30 metros por debajo de la altura del terreno de juego es uno de los grandes atractivos, pero no el único.

La cubierta retráctil que techa por completo el campo, los nuevos palcos VIP, la ampliación del cuarto anfiteatro, así como la creación de diversas opciones de ocio dentro del coliseo madridista han hecho que estadios 'rivales' como el Metropolitano del Atlético se hayan quedado anticuados ante lo que el Real Madrid puede ofrecer.

Los blancos estudiaron los modelos de negocio de diversas entidades deportivas que tenían una valoración más alta que ellos -como por ejemplo los Dallas Cowboys- y copiaron un modelo de recinto que, gracias a los conciertos, eventos empresariales y diversas ferias puede amortizar una costosa factura que asciende a una 'letra' de de 56 millones al año.

Si pensamos en que esa cifra es desorbitada para algunos, no es menos cierto que este dinero era el que actualmente ingresaba anualmente el Real Madrid únicamente en concepto de 'ticketing' por el fútbol y que ahora esos ingresos van a subir con otros pluses. La realidad es que los blancos han tenido que pedir tres préstamos para cerrar la reforma.

Los préstamos, al detalle

El primer préstamo fue cerrado en abril de 2019 por un importe de 575 millones de euros a un tipo de interés fijo del 2,5% a 30 años. Con los intereses acumulados, este préstamo -el más grande que ha pedido la entidad en su historia- alcanzaría a pagar un total de 885 millones. La cuota anual de este primer tramo hipotecario es de 29,5 millones.

El club madridista suscribió en diciembre de 2021 un segundo préstamo por importe de 225 millones de euros para financiar el invernadero donde el césped se guarda para acoger más eventos. El equipo blanco mejoró las condiciones del préstamo anterior sacándolo al 1,53% de interés a 27 años para pagar un total de 283,5 millones. En este caso, la cuota anual se quedó en 10,5 millones.

Esta obra permitió al Real Madrid conseguir una financiación de 360 millones de euros tras alcanzar un acuerdo con la firma Legends para que éstos inyectasen esa cantidad a cambio de quedarse el 30% de los ingresos que genere el Santiago Bernabéu en los próximos 20 años de todos los eventos que no estén relacionados con el fútbol.

Con el colchón de contar con el mayor organizador de eventos del mundo, el Real Madrid aprobó en noviembre de 2023 un tercer y último préstamo para apuntalar el coliseo madridista con un videomarcador de 360 grados, así como mejoras en la acústica, la iluminación, las pantallas audiovisuales y los espacios comerciales. El club cree que este préstamo se amortizará 'sólo' con las ventas publicitarias.

El hecho es que el Real Madrid pidió 370 millones de euros a 30 años con un tipo de interés fijo del 5,30% notándose mucho la crisis de los tipos porque en realidad va a costar contando los intereses 780 millones este dinero. El Real Madrid tendrá una cuota anual por este préstamo de 16 millones anuales.

Haciendo cuentas, el gasto total del Santiago Bernabéu, incluido intereses, ascendería a 1.948,5 millones de euros con un tipo de interés medio del 3,2%. Los blancos han requerido de 1.170 millones para finalizar el que será su principal máquina de general beneficios de las próximas décadas. Los expertos tienen claro que en menos de una década el nuevo coliseo blanco estará más que amortizado.