Real Madrid vs Barcelona: Comienza la era post Messi con un duelo para la historia

El Real Madrid es el favorito según las cuotas a la victoria final

Los dos grandes clubes de España (con permiso del Atlético de Madrid) encaran una nueva etapa en su eterna rivalidad con una ausencia de Leo Messi que puede ser clave

Leo Messi ya viste la camiseta del PSG y eso hará que el Real Madrid tenga mucho más sencillo batir a su eterno rival.

La era Messi ya es historia en Can Barça y en LaLiga Santander. Los azulgrana llevan años y años dependiendo del astro argentino para generar peligro y vertebrando su idea de juego en torno a él y, ahora, deberán adaptarse a una nueva forma de plantear los partidos. En frente, los aficionados del Real Madrid se frotan las manos pensando en un Barcelona mucho más débil.

El equipo presidido por Joan Laporta no está pasando por su mejor momento. Hace dos temporadas que no gana LaLiga Santander y económicamente no parece ver salida al túnel en el que está metido. El curso pasado ya se quedó fuera de la pelea por el título en las últimas jornadas y ahora tiene que conseguir levantarse como sea.

El Real Madrid, por su parte, es el club más laureado del fútbol español. Suma ya 34 trofeos y no parece tener fin. De hecho, en esta temporada todo apunta a que su principal rival por el título será el actual campeón, el Atlético de Madrid, porque al Barcelona le rodea un ambiente de inestabilidad que parece complicado de superar.

GettyImages-1232404419 (2).jpg

Es cierto que los azulgrana se han reforzado bien con jugadores como Sergio 'Kun' Agüero, Memphis Depay o Eric García, pero las bajas parecen más importantes que las llegadas. El Real Madrid, de momento, solo ha incorporado a David Alaba, pero la base es sólida y a falta de que llegue algún refuerzo más parece que el bloque de Carlo Ancelotti es compacto.

La sensación que sobrevuela el mundo del fútbol es que el nivel de LaLiga Santander ha dado un bajón importante. No hacen más que marcharse grandes jugadores y no llegan sustitutos que igualen o al menos se acerquen al talento perdido. La llegada de alguna estrella a nuestro país haría que esto cambiara, pero el que más cerca parecía (Kylian Mbappé) cada vez se aleja más.