Beneficiados y perjudicados por la decisión de acabar la Ligue 1

Las autoridades no permitirán retomar la temporada en Francia. No todos están de acuerdo con cómo se ha resuelto el problema.

La decisión tomada en Francia la semana pasada de poner fin a las temporadas de la Ligue 1 y la Ligue 2 sin jugar los partidos restantes tomó a algunos por sorpresa, pero no a los que siguieron la situación durante la quincena anterior. Los vientos dominantes sugerían que el gobierno iba a anular la voluntad de los clubes de las dos primeras categorías, la mayoría de los cuales apoyaron la propuesta de volver a la acción el 17 de junio.

Las consecuencias del veredicto, sin embargo, fueron más allá. La LFP, organismo que rige las dos divisiones profesionales de Francia, decidió que la clasificación final se correspondería con las 28 jornadas que se jugaron. Como se puede imaginar, el fallo no le cayó bien a todo el mundo.

Los ganadores

El ganador más literales fue el PSG. Con 12 puntos de ventaja cuando la temporada fue detenida, se le otorgó su séptimo título en ocho temporadas. ¿Puede que este último éxito y el hecho de que no se jueguen más partidos mejoren sus probabilidades de retener a Neymar y Kylian Mbappé, supuestamente fichajes de verano para el Barcelona y el Real Madrid respectivamente?

Cuando la temporada paró, Neymar parecía más comprometido con el PSG de lo que había estado en cualquier otro momento durante sus tres años en la capital francesa. En cuanto a Mbappe, la interrupción de la temporada y el subsiguiente impacto negativo en los ingresos de los clubes significan que podrían faltar el tiempo y los recursos necesarios para armar una oferta como la que haría falta para trasladar a Mbappé a España. También está el asunto de la Liga de Campeones: el PSG está en cuartos de final y, si la competición se reanuda, esto también podría tener un impacto en el futuro del dúo de estrellas.

El Marsella es ahora oficialmente subcampeón, con un inmenso mérito para el entrenador Andre Villas-Boas, por el gran trabajo que ha hecho con un presupuesto escaso. La participación del OM en la Liga de Campeones la próxima temporada mejora sus probabilidades de retener a sus mejores jugadores, en particular a Florian Thauvin, aunque el Marsella tendrá dificultades para fortalecerse significativamente durante el verano.

Al completar el podio, el Rennes ha logrado entrar en la Liga de Campeones por primera vez, y le esperan las rondas preliminares a finales de verano. El máximo goleador de la competición, M'Baye Niang, con diez goles, es un objetivo claro para los clubes más ricos del extranjero, pero puede tener la tentación de quedarse para vivir la primera competición europea con los bretones.

Los perdedores

El Lille se encontraba en el cuarto lugar cuando la temporada se detuvo y su racha de seis victorias en sus siete últimos partidos sugiere que se encontraba en buena forma para superar el Rennes, que gozaba con solo un punto de ventaja. La reacción del Lille han sido magnánima, aceptando el veredicto de la Ligue 1 a pesar de que les niega un puesto en la Liga de Campeones. Se esperaba que el Lille vendiera dos o tres jugadores este verano de todas formas, con estrellas como el máximo goleador Victor Osimhen, el centrocampista sub-21 de Francia Boubakary Soumare -carísimo objetivo del Newcastle United en enero- y el atacante Jonathan Ikone, valorado en 30 millones de euros, en las listas de los clubes más importantes de Europa.

El Lyon es posiblemente el mayor perdedor de todos. Séptimo en la clasificación final, se arriesga a perderse el fútbol europeo por primera vez desde 1997. Todavía tiene posibilidades de clasificarse para la competición continental: elloo depende de que Francia juegue su final de Copa antes del comienzo de la temporada 2020-21. Sin embargo, el presidente Jean-Michel Aulas (en la foto) está hablando de explorar vías legales, ya que cuestiona abiertamente el proceso de toma de decisiones de las últimas semanas.

aulas_lyon_2020.600x338.jpg

El Amiens puede unirse a Aulas en su búsqueda. Ha sido relegado al encontrarse en el 19º lugar, cuatro puntos por detrás del 18º clasificado, el Nimes. Como el Lyon, el Amiens no está de acuerdo con la forma en que la Ligue 1 tomó sus decisiones. Expertos legales independientes sugieren que los intentos de anular el veredicto de la semana pasada tienen pocas posibilidades de éxito, pero eso no evitará que las partes que se sientan perjudicadas sigan adelante con sus demandas.

Qué queda por decidir

La única cuestión en la que todos están de acuerdo es en que la temporada 2019-20 ha terminado. El gobierno ha sugerido que la temporada 2020-21 comenzará en septiembre como muy pronto. El presidente de la Asociación Francesa de Fútbol, Noel Le Graet, quiere que empiece en agosto a puerta cerrada. Las negociaciones sobre la fecha de inicio tendrán lugar en las próximas semanas.

Puede que en verano veamos las finales de las copas nacionales 2019-20: PSG contra Lyon en la final de la Copa de la Liga, y PSG contra St Etienne en la final de la Copa de Francia. Después de eso, debería arrancar la siguiente temporada de la Ligue 1.