Brasil vs Argentina: Messi liberado por fin

Argentina visita a Brasil después de ganar la Copa América
Brasil recibe a Argentina en Sao Paulo.

Brasil-Argentina. Suena a música celestial el gran clásico del fútbol sudamericano. Siempre lo fue, pero después de lo que pasó en la Copa América... aún más. Por fin Messi juega sin la presión de ser campeón.

"Messi liberado, Messi sin presión. Una bendición para cualquier al que le gusten estos partidos de tanto renombre".

El argumento peregrino de que Messi necesitaba ganar algo con Argentina para ser considerado el mejor se cayó por su propio peso en la última Copa América. Leo no sólo triunfó, sino que además fue considerado el MVP. Da igual. Los que quieran seguir atacándolo podrán hacerlo aún diciendo que lo que de verdad cuenta, lo que hizo Maradona y no él, es ganar un Mundial (Brasil gana el Superclásico se paga 2.4 a 1).

Lo cierto es que Messi perdió tres finales antes de ganar la cuarta con Argentina. Tuvo jugadores de todo tipo alrededor, buenos, regulares y discretos, pero él nunca renunció a triunfar con su país. La imagen de todos los compañeros manteándole después de proclamarse campeones en Río fue el reflejo de lo que ocurre: Argentina ganó una Copa América, Messi ganó una batalla contra sí mismo y contra la historia (gol de Messi en cualquier momento se paga 2.5 a 1).

El partido entre brasileños y argentinos, el Superclásico, como lo definen allí, vuelve a repetirse dos meses después de una final histórica con Maracanazo incluido. Los brasileños han ganado los siete encuentros disputados hasta ahora en Eliminatorias; los argentinos han crecido alrededor de Messi, su gurú, el hombre que se quitó las ataduras después de alcanzar por fin la gloria con su país. Lo que venga a partir de ahora es un premio extra. Messi liberado, Messi sin presión. Una bendición para cualquier al que le gusten estos partidos de tanto renombre (resultado exacto 1-1 se paga 6 a 1).