Las franquicias de la NBA que han cambiado de nombre: ¿Cómo se llamaban y cómo se llaman ahora?

Muchas franquicias de la NBA han visto modificado el nombre con el que entraron a la competición en los 76 años desde que se inició el campeonato

La NBA ha conocido un sinfín de cambios de denominación dentro de sus franquicias

Hay nombres que son auténticos iconos de la historia del deporte mundial. ¿Quién no conoce a los Lakers, a los Celtics o a los Pistons? Los tres guardan como similitud que son franquicias de la NBA y que nunca han cambiado su denominación. Se trata de equipos de los significados como históricos dentro de la competición, pero no es ni mucho menos el caso habitual.

La NBA ha conocido un sinfín de cambios de denominación dentro de sus franquicias primando habitualmente el acortamiento de los nombres, aunque también han tenido importancia las mudanzas de los equipos a otras ciudades. A continuación, repasamos algunos cambios de nombres con respecto a cómo eran conocidos inicialmente.

Empezamos con los que acortaron su nombre. Atlanta Hawks, sin ir más lejos, fueron los Tri-Cities Blackhawks haciendo referencia a un guerrero de una tribu nativa americana llamado Black Hawks. Los New York Knicks, en realidad fueron durante mucho tiempo los Knickerbockers, en honor a un tipo de pantalón típico de los colonos holandeses. En este caso, acortaron su nombre para entrar en las camisetas y en los titulares de prensa con más facilidad.

Las mudanzas

Los que se mudaron de ciudad también vieron cómo sus nombres iniciales sufrían cambios severos. Uno de los casos más sonados fue el de Los Angeles Clippers, quienes inicialmente fueron los Buffalo Braves, y que posteriormente pasaron por San Diego para pasar a denominar la franquicia como Clippers.

Un caso similar han protagonizado los Sacramento Kings, quienes nacieron como Rochester Royals. El equipo pasó a denominarse como Kings en 1972 cuando el equipo aterrizó en Kansas City y se encontró con que ese nombre de 'realeza' ya lo tenía escogido el equipo de beisbol.

Los Philadelphia 76ers inicialmente fueron conocidos como Syracuse Nationals hasta que en 1963 el equipo se mudó a la ciudad del 'amor fraternal'. Allí adoptaron el apodo 76ers al estar estrechamente relacionada la fecha de la declaración de la independencia de Estados Unidos en 1776 y que se firmó en esta ciudad.

Historias entrelazadas

Otro ejemplo de que una mudanza lo cambia todo fue el de los Seattle Supersonics. Este equipo vio cómo la NBA decidía mover la franquicia Oklahoma City en 2008 renombrándola como Thunder. Hay que decir que esta misma ciudad acogió a los New Orleans Hornets durante años tras la tragedia del huracán Katrina.

Cuando regresaron a la ciudad, New Orleans pidió formalmente ser conocido como Pelicans liberando el apelativo de los Hornets. Esta denominación estuvo presente en Charlotte en los años 90 hasta que se mudaron a New Orleans. Michael Jordan la rescató para el equipo en 2014 tras la falta de implantación de los Bobcats.

Los vigentes campeones de la NBA, los Denver Nuggets, se vieron obligados a cambiar su nombre inicial de Denver Rockets al estar escogida por la franquicia de Houston esa denominación cuando accedieron a la NBA. Se decidió Nuggets en honor a otro conjunto conocido así que desapareció en 1950.

Un caso que levantó mucha polvareda fue el que protagonizaron los Baltimore Bullets, actuales Washington Wizards. Este franquicia pasó a denominarse de esta manera en 1997 con motivo del alto índice de asesinatos por arma de fuego de la ciudad. Este cambio, sin embargo, trajo otra polémica debido a que un rango dentro del Ku Klux Klan era conocido como 'Wizard'. Al equipo le costó años lavar su imagen.