NBA

Los peculiares premios individuales en la NBA... hay 17

La NBA reparte 17 distinciones individuales en forma de premio cada año en una tradición que fue inaugurada en 1953

Cuando la NBA arrancó como liga allá por 1947, los premios individuales no existían. Únicamente se entregaba el trofeo de campeón, el entonces conocido como galardón Walter A. Brown, al equipo que ganase la competición.

No fue hasta 1953 cuando empezaron a aparecer los primeros premios individuales, con el objetivo de motivar a los jugadores.

Casi una veintena de premios

La NBA reparte en la actualidad 17 premios individuales, con 14 de ellos siendo correspondientes a las actuaciones en temporada regular. A diferencia de otras ligas profesionales norteamericanas como la NFL o la MLB, los premios se dan antes de que se conozca al equipo campeón de la temporada.

Los primeros premios que se otorgaron fueron dos por los que nadie apostaría a día de hoy porque han perdido peso. En 1953, la NBA entregó por primera vez el premio al MVP del partido del All-Star -tan en boca de todos actualmente por su decadencia- y el galardón al Novato del año.

No fue hasta la temporada 1956 cuando apareció la distinción más valiosa y prestigiosa, que no es otra que el MVP de la temporada. Este galardón se entrega al jugador con el mejor rendimiento de la temporada regular de la NBA, según los votos de un grupo de periodistas deportivos elegidos por la competición. No siempre están en consonancia con el sentir general en sus votaciones.

No sólo para jugadores

Avanzando cronológicamente, la primera vez que se entregó el trofeo al Entrenador del Año fue en 1963 y más adelante, en 1969, se concedió por primera vez el MVP de las Finales de la NBA, siendo dos premios de los más valorados por los entendidos, aunque al igual que el MVP lo conceden periodistas.

El primer premio que entregan los propios compañeros fue el de Ejecutivo del Año, creado en 1973, y en el que votan los 30 ejecutivos que tienen mando en una franquicia en la NBA. La norma establece que los participantes no se pueden votar a ellos mismos y que además está prohibido votar en blanco.

Siguiendo esta estela social, en 1975 se creó el premio al Ciudadano del Año, que distingue al jugador que ese año muestra "un gran servicio y dedicación a la comunidad".

En la década de los 80, vieron la luz tres de los premios favoritos de los aficionados. En 1984, se crearon al mismo tiempo los galardones al Jugador Defensivo del año y también al Mejor Sexto Hombre. Mientras que en 1986, entró en vigor el premio al Jugador Más Mejorado.

Sequía y creación en masa

La NBA dejó de crear premios con tanta frecuencia hasta hace muy poco. En apenas un cuarto de siglo vieron la luz, el premio al Jugador Más Deportivo (1996), al Mejor Compañero (2013) y el Premio Garra (2017), distinguiendo éste último al jugador con más intensidad de la competición.

La pandemia hizo que la competición empezase a crear un sinfín de premios para que muchas estrellas no se fuesen de manos vacías a lo largo de su carrera. Así, en 2021 se creó el Premio a la Justicia Social para distinguir al jugador más comprometido con la igualdad, diversidad e inclusión.

En 2022, la NBA sacó los tres últimos conocidos hasta la fecha y que son el MVP de las Finales de la Conferencia Este, el MVP de las Finales de la Conferencia Oeste y el Mejor Jugador sobre la bocina e introdujo nombres de jugadores a cada uno de estos galardones como forma de honrar la memoria baloncestística de sus grandes leyendas.