Pronósticos NBA: LeBron le da a los Lakers el anillo prometido

Será para siempre el anillo del parón a mitad de temporada, de la burbuja perfecta, del amago de plante, de las sorpresas o de la emoción. Pero será sobretodo el del anillo que consiguió LeBron (con la gran ayuda de A.Davis) cumpliendo el "sueño" de Kobe. Ya lo tiene en el cielo.

LeBron James consigue por fin su 4ºanillo, primer jugador en lograrlo en 3 equipos diferentes siendo MVP en todos ellos y promediando más de 25 puntos por partido. Además lleva 11 triples dobles en las finales, el último en el partido definitivo ante Miami. Nadie consiguió algo así, números para la historia.

Es el 17º anillo para los Lakers, que igualan en la cima de la NBA a sus "archienemigos" Boston Celtics.
Una persecución de 57 años que Lebron y A.Davis, bajo el "encargo" de Kobe, acabaron por completar.
Pero sería injusto darle todo el mérito del anillo a "la parejita".

Bajo la sabia mano de Frank Vogel los Lakers llegaron extra motivados a estas finales y en un momento perfecto de forma, fueron los únicos favoritos a los que no les tembló el pulso.

Vogel supo "ponerle las pilas" al resto del equipo, también han sido clave en momentos puntuales jugadores como KCP (vaya finales ha hecho), Caruso, D.Green(a pesar del fallo en el 5º partido), Kuzma, M.Morris o incluso hemos visto pinceladas de las mejores versiones de Rondo o Howard.

También sería injusto no reconocer el temporadón de Miami, que llegó mucho más lejos de lo esperado y que sólo el cansancio y las lesiones le han privado de poner en más apuros a su rival.
Las 2 victorias de los Heat llegaron tras 2 partidos "sobre naturales" de Jimmy Butler, quién se echó el equipo a la espalda tras las lesiones de Adebayo y Dragic.

Pero "la gasolina" no dio para más y los Lakers demostraron su enorme potencial, llevaban 10 años esperando este momento, algo impropio para una tan franquicia histórica.

En el 6º partido los Lakers se pusieron el anillo

Miami había salvado el primer "match ball" en un Game 5 en el que J.Butler volvió a hacer otro triple doble de más de 30 puntos, ayudado por un enorme Duncan Robinson y el "atasco" ofensivo de los Lakers que no supieron cerrar un partido que tuvieron casi ganado. Se recordará para siempre ese triple fallado por D.Green totalmente sólo para ganar el partido y el anillo.

Miami se presentaba al 6º partido con la moral por las nubes y recuperando a Goran Dragic, por fin el roster al completo para el mago Spoelstra.
Pero cuando parecía que los Heat podían dar otro puñetazo en la mesa y forzar un histórico 7º partido se les acabó la gasolina.

Iba a ser el partido más sencillo de todos para unos Lakers que arrasaron a su rival, Miami apenas aguantó el primer cuarto. Al descanso sólo 36 puntos, la cifra más baja en unas finales en 6 años y 28 abajo, la 2ª mayor diferencia de la historia en los partidos por el título.

El resto sería un paseo militar para el equipo de Frank Vogel que llegaría a tener casi 40 puntos de ventaja, era sólo cuestión de que pasara el reloj y de que LeBron pusiera el sello a otra enorme actuación, 11º triple doble en unas finales (El que más) y consiguiera disipar las dudas (¿acaso había alguna?) sobre quién se iba a llevar el MVP.
Miami maquilló al final el resultado final para un 106-93 que le daba a los Lakers ese ansiado anillo.

El legado de Kobe

Lebron hacía realidad la promesa que le había hecho a Kobe en enero tras su fallecimiento.
"La Mamba Negra" parecia guiar desde el cielo a este equipo que ha hecho unos playoffs casi perfectos. Mientras veía como se la iban pegando uno tras otro sus enemigos, ellos seguían con paso firme pasando por encima de sus rivales, Miami ha sido el único equipo que los ha puesto en apuros de verdad.

Ahora es el momento para que estos Lakers y su afición vuelva a disfrutar, la misión se ha cumplido.
Ha sido la temporada más larga, difícil y extraña de la historia, pero este anillo vale tanto como el resto.
Un anillo de color púrpura y oro, un anillo para Kobe.