Pronósticos NBA: ¿Cuándo arrancará la temporada?

No ha pasado ni un mes desde que los Lakers consiguieran el anillo en la burbuja de Orlando, y ya está pensando en la temporada 20-21 en la NBA. En realidad ya se estaba pensando mucho antes de que acabara la competición, la situación tan extraordinario en la que nos encontramos no da otra opción. La primera pregunta es muy clara, ¿cuándo comenzará?

En plena semana de elecciones generales y mientras los números de la pandemia siendo siendo muy preocupantes, se está decidiendo el inicio de la temporada NBA. El comisionado Adam Silver y los 30 GM de las franquicias están intentando llegar a un acuerdo beneficioso para todos. En juego entre 500 y 1.000 millones en pérdidas.

El viernes 30 de octubre era la fecha prevista. Era el primer "Dia D" en las negociaciones para saber como podría ser la campaña 20-21. Como era de esperar no se llegó a un acuerdo a las primeras de cambio entre el comisionado Adam Silver y Michelle Roberts, Directora de la Asociación de jugadores. la situación económica prevé una rebaja importante en el convenio colectivo.

Primer gran obstáculo, la fecha de inicio

Las conversaciones han continuado durante los últimos dias, Silver ha entrado ya en contacto también con los General Managers de las 30 franquicias para buscar un acuerdo.
La primera y más importante cuestión es encontrar una fecha paara arrancar la temporada.
La primera propuesta del comisionado era el 22 de diciembre, esta permitía mantener la jornada de Navidad y sus suculentos ingresos, una temporada de 70 partidos y que no se solapara con los JJOO de Tokio.

Una fecha que no convenció desde el principio a los jugadores, hubo incluso quién como Danny Green se atrevió a decir que LeBron James se perdería el primer mes de competición si la NBA empezaba ese día. En el caso de Lakers y Miami empezarían la temporada poco más de dos meses después del haber concludio la anterior.

La propuesta de los jugadores era empezar el 18 de enero, el día de Martin Luther King. También una fecha simbólica y con descanso suficiente para todos ellos.

Posturas encontradas

Pero la NBA ,con Silver a la cabeza, no está ni mucho menos de acuerdo, como las televisiones con derechos que tienen invertidos muchos millones.
La liga podría perder cerca de 1.000 millones de dólares si se empieza en en esa fecha. Uno de los principales motivos sería que no habría más remedio que recortar esos "hipóteticos" 70 partidos a sólo 50 para acabar antes de la cita olímpica, lo que podría suponer un desastre económico.

Por este motivo Adam Silver está intentando "apretar" a los ejecutivos de las franquicias para que salga adelante la fecha del 22 de diciembre, el tiempo es un enemigo que corre en contra porque no es una fecha muy lejana.

De llegarse a un acuerdo, en breve tendrían que empezar los "training camp" y echar a andar las pretemporadas de los equipos. El tiempo apremia y hay mucho en juego, sobretodo dinero.

Es una situación extraordinaria, única en la historia, por eso todas las partes están "condenadas a entenderse"